Fotogalería

martes, 1 de marzo de 2011

HP

El alcalde Ruiz Gallardón, el H. P. de la villa de Madrid, en su desmedido afán recaudatorio por seguir haciendo obras faraónicas a mayor gloria de su persona, es que ya no se fija ni donde le colocan los parquímetros los responsables del mobiliario urbano. ¿Se puede ser más tonto? ¿Quién es el genio que ha puesto este parquimetro de la calle San Bernardo delante de una rejilla de ventilación? ¿Así se garantizan hasta los céntimos que se nos caen al suelo?, No sé yo si el H.P. Gallardón usará mucho los parquímetros, pero le informo por si acaso, de que es bastante normal que a la gente se le caiga alguna moneda al suelo cuando está dando de comer a sus sacaperras. Desde luego el que barre en el foso, debe ser el barrendero más feliz del mundo.

¿Cómo?... ¿qué no le gusta que le diga lo de H.P?... ya, a mí tampoco me gusta que me tomen por idiota además de chulearme la pasta y en cualquier caso no se me sulfure que con H. P. quiero decir Hijo Predilecto,... ¿Qué se pensaba? Encima que le llamo lo que más le gusta oír. Y a diferencia de él, sin cobrarle por ello.

No hay comentarios:

Publicar un comentario